© Ugo Camera/IFEMA.

Inspirada en los aires retro de los años ’70 y en el vintage de los ’50 americanos, Adolfo Domínguez ha presentado una colección muy urbana para la próxima primavera-verano 2011.

Azules con tonos cuerda, grises, blancos, talcos y ecru, que en la colección de cóctel se combinan con el blanco como base, dieron color a una pasarela donde las líneas A y X con cintura marcada y siluetas trapecio nos ofrecieron looks con toques masculinos.

Los tejidos se abren dejándonos ver la piel desnuda, linos, algodones y sedas lavadas, tallados con cortes diagonales, espaldas desnudas y huecos trabajados. Por su parte, una estética natural nos lleva a la propuesta para cóctel donde los algodones se vuelven rígidos, rústicos y artesanos; y los linos se enceran, matizan e incluso se mezclan con seda —que aparece también sola, en organzas lavadas—. La noche se completa con jacquard vintage lavados.

© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.
© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.
© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.
© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.
© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.© Ugo Camera/IFEMA.

¿Te apuntas?

Suscríbete a nuestro newsletter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*