© Image.net.Tras su debut en la 7ª edición de El Ego con la colección «… entre cuarzos murió», Bohento presenta su nueva visión de la temporada primavera-verano 2010 en la 50 edición de la Cibeles Madrid Fashion Week . Una colección donde el juego continúa bajo unas líneas suaves, de colores armoniosos y de un cuidadísimo y laborioso patronaje.

Cuca Ferrá y Pablo de la Torre observan el poder del psicoanálisis y lo plasman en su propuesta, aportando prendas con tintes diferentes, según la personalidad de cada uno de sus patrones.

Como sucede en cada lámina del test de Rorschach*, Bohento presenta una colección estructurada en porciones de patrón. Es el resultado de diseccionar los planos, de cambiar el eje de simetría a su eje más asimétrico, de esta manera encontramos una serie de propuestas que, de forma ordenada, buscan un diagnóstico aún no encontrado.

Los cortes de la colección aparecen de manera espontánea, y los pliegues y pinzas crean volúmenes que adquieren un significado psicológico.

Colores base como el blanco y el negro, característicos de las láminas de Rorschach, complementan a los fieles grises de Bohento. Como contraste: el azul noche, un celeste piedra, el verde amostazado y el caldero.

© Image.net.© Image.net.© Image.net.© Image.net.© Image.net.
© Image.net.© Image.net.© Image.net.© Image.net.© Image.net.
© Image.net.© Image.net.© Image.net.© Image.net.© Image.net.
© Image.net.© Image.net.© Image.net.© Image.net.© Image.net.

*De manera metódica, el test de Rorschach aborda cuestiones relativas a la organización y el funcionamiento de la personalidad. Aspectos que se han de interpretar y codificar. Los valores resultantes son la solución de un elemento fijo e invariable desde un punto de vista personal, por tanto de variabilidad continuada. Así, con un orden, se presentan unas láminas de tinta que, bajo formas abstractas y simétricas, son capaces de entender la mente.

¿Te apuntas?

Suscríbete a nuestro newsletter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*